EDICIÓN MENSUAL - AÑO XIX
Nº 221 –  NOVIEMBRE  2017
SI DESEA SUSCRIBIRSE HAGA CLICK AQUÍ

EL JUEGO DEL PIRRIRRI

Por José Valdivieso Sánchez. Enero-2005

 

 

© Proyecto Sierra de Baza

Interior de un molino harinero en la Sierra de Baza, actualmente en ruinas. El escenario de la representación teatral de este relato es una panadería © Proyecto Sierra de Baza 

 

En la Sierra de Baza, en época de descaso y encuentros familiares, como la Navidad, se solían improvisar representaciones teatrales, en la que no solo pasaban un buen rato los ocasionales actores, sino que el conjunto de la concurrencia disfrutaba amenamente del acto, dejando a un lado las penas y trabajos cotidianos.  En este relato se reconstruye por el autor, profesor del CEA de Caniles, una representación teatral que ha sido rescatada a través del testimonio oral de los alumnos del Centro de Educación de Adultos de Caniles. 

 

El escenario de este teatrillo era una panadería y los personajes eran 3: uno hacía de Pirre, otro de madre de éste y otra tercera persona hace de burro Pirrirri.

 

***

 

Madre: Sale de otra habitación diciendo: Ruuuuuuu. Fuegooooo, el que no se quite le pego  (chocando con los presentes y todos se ladeaban). Voy a poner una panadería que tengo que amasar todos los días. ( Llamando fuerte) ¡Pirre!

 

Pirre: ( En otra habitación) ¿Qué?

Madre: Ven pa cá. Vé a por el burro que está la masa vuelta y tienes que ir a por leña. ¡Venga que se agrea la masa!

Pirre: (se oye tirar cosas al suelo) He tirado los todos los trastos buscando al burro y aquí no está.

Madre: ¡No, si no está ahí, que está en la cuadra!

Pirre: He destapao a la abuela que está en la cama y allí tampoco está el burro.

Madre: ¡Tápala. Que se hiela, con el frío que hace!

Pirre: ¿Pero dónde está el burro?

Madre: En la cuadra, ya te lo he dicho!

Pirre: ¿Cuál me traigo?

Madre: El Pirrirri.

Pirre: ( Se escucha un golpe ) ¡Ay! No sé si me ha dado una patá a mí o a la pared.

Madre: Venga ya, ve a por él.

Pirre: ¡Que me pisa!

Madre: Venga que está ahí

Pirre: ¿Dónde voy a por la leña?

Madre: A la umbría

Pirre: ¡No, que se me queda la cabeza fría!

Madre: A la solana

Pirre: ¡No, que se me queda la cabeza cana!

Madre: Donde sea, ¡que hace falta la leña, que se agrea la masa!

Pirre: (Sale de la habitación con un bastón y con otro personaje que hace de burro con un cántaro en la cabeza a modo de cabeza de burro e intenta montarse en el burro) Madre, dame el pié (y cuando le va a coger el derecho, Pirre le da el izquierdo) ¡ No, el otro! (y pasa lo mismo que antes). No, el otro (y así se tiraban un rato).

Madre: Venga ya que se agrea la masa!

Pirre: (tras varios intentos y ya montado en el burro) Dame la cuerda. (y la madre se la da) Dame la azada (se la da), dame el hacha (se la da)  (Así le pide varias cosas más y cuando ya lo tiene todo en el burro) arre Pirrirri (y el burro no quiere andar) Madre que le dejo sin bestia! (amenazando al burro con pegarle con el palo, y como el “animal” no se movía, le pega con el palo al cántaro, pero con cuidado de que la persona que hace de burro lo separe de la cabeza lo suficiente como para que no le hiera, y rompe el cántaro como si le rompiera la cabeza al burro).

Al final la madre, Pirre y “ el burro” dicen:

“ Al que no le haya gustao que se pegue en el culo un bocao”

 

***

Después de este teatrillo, otros protagonistas o los mismos hacían otras representaciones o cantaban, bailaban, etc y se pasaba la noche entre risas y juerga, además de contando historias y chascarrillos como los que vamos a relatar en el próximo mes, con el título de VERSOS, ADIVINANZAS Y ACERTIJOS DE LA SIERRA DE BAZA.