EDICIÓN MENSUAL - AÑO XIX
Nº 221 –  NOVIEMBRE  2017
SI DESEA SUSCRIBIRSE HAGA CLICK AQUÍ

 

FICHAS DE AVES DEL PARQUE NATURAL “SIERRA DE BAZA”

 

EL CÁRABO COMÚN (Strix aluco)

 

©  Augusto Amor, Rafael Silva, Jesus Cancela y Mary Sanmartin

Ejemplar adulto de Cárabo Común posándose en un árbol seco.

 

FICHA TÉCNICA

Orden: Estrigiformes

Familia: Strigidae

Especie: Strix aluco.

Estado de conservación: En el catálogo nacional de especies amenazadas se encuentra catalogado como “No amenazada”.

Longevidad: Hasta 10 años.

Peso: 400 gr. aprox.

Envergadura: Entre 95 y 103 cm.

Longitud: Entre 36 y 39 cm aprox.

                                                      

DISTRIBUCIÓN

© Nuno Xavier Moreira

Cárabo Común posado en un viejo tendido eléctrico.

 

El  Cárabo se distribuye pos casi toda la totalidad de Europa, llegando a Siberia y también por parte de Asia y norte de África, aunque se divide en varias subespecies, la que habita la península ibérica es Strix aluco aluco.

 

CARACTERÍSTICAS ANATÓMICAS

©  Augusto Amor, Rafael Silva, Jesus Cancela y Mary Sanmartin

 La  cabeza del Cárabo Común es redondeada y grande, con una típica máscara facial que presenta una línea negra que la divide por el centro, la que partiendo del pico llega hasta el píleo.

 

 

©  Rafael Sánchez

En la imagen un Cárabo Lapón (Strix nebulosa), una especie que no tenemos en la Península Ibérica, y que publicamos para apreciar su diferenciación con el Cárabo Común.

 

El Cárabo Común es una rapaz nocturna de mediano tamaño y puede presentar dos morfos, gris o pardo. Su plumaje se caracteriza por una serie de manchas y rayas blancas que contrastan con el resto de su plumaje que mezcla el castaño, marrón y el gris muy mimético. La cabeza es redondeada y grande con un típica máscara facial redondeada, que tan distintiva es de esta especie. Esta máscara presenta una línea negra que la divide por el centro y que parte del pico llegando hasta el píleo. El pecho y la parte ventral suelen ser más claros que el resto del cuerpo y los ojos son grandes y de color negro a la vez que muy redondeados. Las patas son fuertes y robustas cubiertas de plumas, al igual que otras rapaces nocturnas.

 

HÁBITATS NATURALES

©  José Antonio Sánchez Rodríguez

Más fácil de escuchar que de ver, el encuentro con el Cárabo no te deja nunca indiferente.

 

El Cárabo Europeo ocupa hábitats boscosos, especialmente los compuestos por viejas coníferas y árboles caducifolios, a muy diversa altura, pues puede llegar hasta la alta montaña. También puede ocupar los parques y zonas más o menos ajardinadas de las ciudades, sobre todo si están formados por árboles viejos y maduros.

 

NIDIFICACIÓN

©  Antonio de la Cruz Lozano

Cárabo Común alojado en el hueco de un viejo árbol, que le sirve de nido.

 

El Cárabo suele nidificar en huecos de árboles, nidos de otras aves y a veces en construcciones humanas, el nido es uno de los más sencillos que puede construir un ave pues el Cárabo no aporta ningún material al nido. La puesta consta generalmente de tres a cuatro huevos de color blanco que la hembra empolla alrededor de un mes, los jóvenes abandonan el nido antes de saber volar y se dispersan camuflados por las cercanías. Los Cárabos son monógamos y se emparejan de por vida, defendiendo valientemente su territorio, que suele ser el mismo cada año.

 

ALIMENTACIÓN

©  Augusto Amor, Rafael Silva, Jesus Cancela y Mary Sanmartin

Cárabo Común con un roedor que ha capturado para alimentarse.

 

El Cárabo se alimenta principalmente de pequeños roedores que acompaña con alguna avecilla y grandes insectos.

                                           

CANTO

©  Augusto Amor, Rafael Silva, Jesus Cancela y Mary Sanmartin

La audición del canto del Cárabo Común, rodeados por el silencio de la noche, no te deja indiferente.

 

El canto del Cárabo es uno de los sonidos más ténebres y misteriosos que podemos escuchar por las noches en la naturaleza y suele ser asociado en ámbitos rurales a próximas desgracias y negros vaticinios, aunque esto es pura superstición. Consiste en una especie de “tu-uhiuuu-uuuhhuuu” aunque lo mejor es escucharlo, pues es un sonido inconfundible, que no te deja indiferente.

 

EL CÁRABO COMÚN  EN LA SIERRA DE BAZA

©  Augusto Amor, Rafael Silva, Jesus Cancela y Mary Sanmartin

El plumaje del Cárabo Común es muy mimético e imita el tronco de los viejos árboles en que suele posarse a la espera.

 

El Cárabo Común, aunque presente en la Sierra de Baza ,no es una especie abundante en su territorio, siendo la zona dónde se localizan más ejemplares de esta especie, en los bosques del pinar oromediterráneo, donde encuentra refugio y hábitats entre los centenarios pinos silvestres y laricios de las altas cumbres, dónde podemos  escuchar sus sonidos nocturnos, particularmente a finales de la primavera y principios de verano, aunque también podemos escucharlo en otras zonas boscosas que cuenten con árboles añosos, independientemente de la altitud, pues podría ocupar desde las zonas más bajas hasta la alta montaña, estando normalmente asociado a los viejos bosques de coníferas. Para verlo de día hace falta mucha vista y paciencia, pues es una de las aves más difíciles de localizar en el bosque debido a su excelente plumaje mimético y a su inmovilidad total.

© Texto: Juan Antonio Dengra Martínez
Monitor de educación ambiental y guía local en el Altiplano de Granada
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Tlf. 653416330